La propuesta fue planteada por el senador nacional Juan Manuel Irrazábal, del FPV-Misiones, tras la polémica que generó el fallo que habilitó la aplicación del 2×1 a condenados por delitos de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura.

Un proyecto de ley que establece que la Corte Suprema de Justicia de la Nación deba anticipar su agenda judicial al comienzo de cada año y publicar la nómina de causas que tendrán sentencia, fue presentado hoy en el Senado de la Nación.

En el texto de la iniciativa, denominado Agenda Anual de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, el senador argumentó “la necesidad de aventar suspicacias respecto a cualquier manejo oportunista de la agenda del máximo tribunal así como a transparentar el proceso de cabildeo, evitando en todo lo posible negociaciones entre bambalinas facilitadas por la discrecionalidad que concede actualmente la política del organismo en materia de formación de su agenda de trabajo”.

“Es necesario que la Corte defina y publique su agenda al inicio del año judicial” para que “la ciudadanía sepa de antemano las prioridades del alto tribunal y pueda seguir la resolución de las distintas cuestiones”, según sostienen los fundamentos del proyecto presentado en la Cámara alta.

Irrazábal, que integra la Comisión de Asuntos Constitucionales, tuvo en cuenta el antecedente de la tradición de la Corte Suprema de los Estados Unidos que regularmente pone en conocimiento el calendario de asuntos que considerará en cada período.