Dos ministros de la administración nacional brasileña renunciaron en las últimas horas debido al audio filtrado en que se escucha al presidente Michel Temer avalando el pago de coimas al ex diputado detenido Eduardo Cunha.

Bruno Araujo, ministro de Ciudades, y Roberto Freire, ministro de Cultura, presentaron sendas renuncias en las últimas horas. El último justificó su dimisión en una carta “teniendo en cuenta los últimos acontecimientos y la inestabilidad política generada por hechos que envuelven directamente la Presidencia de la República”.

A pesar de la presión recibida tras el audio filtrado, Temer ayer se presentó en conferencia de prensa para desmentir versiones sobre su posible renuncia al cargo.

“En ningún momento autoricé pagar por el silencio de nadie. Por una razón simplísima: no tengo nada que esconder. Mi único compromiso es con Brasil, y este compromiso es el que me guía. No renunciaré, repito, no renunciaré y exijo un esclarecimiento pleno de todo“, sostuvo.