El juez federal Sergio Torres dictó el procesamiento y prisión preventiva a Blas Vera Ovando (41), uno de los líderes de las principales bandas que comercializaba droga al interior de la villa 1-11-14 del Bajo Flores.

“Blasito” y sus cómplices manejaban el comercio de estupefacientes en el sector de la villa conocido como Tres Bocas. “La banda de los paraguayos”, describió Torres,”contaba con distintas personas encargadas del acopio, la venta y la distribución de sustancias estupefacientes, quienes rotan sus horarios a tales efectos, a modo de turnos”.

“Muchas de las incautaciones de narcóticos tuvieron lugar respetando una modalidad ya advertida con anterioridad en la causa y que los testigos de identidad reservada ya habían indicado: que los vendedores de la organización llevaban los estupefacientes dentro de medias que podían arrojar ante la llegada de las fuerzas de seguridad”, señaló el magistrado.

Además de Vera Ovando, fueron procesados por tráfico ilícito de estupefacientes Juan Arzamendia Sosa, Aaron Marecos Arzamendia, Ramón Báez González y Nicolasa González Velázquez, todos de nacionalidad paraguaya.